sábado, 19 de septiembre de 2015

LÍNEA DE VIDA.


Ser maestra supone saber mirar y saber escuchar. Cuando los niños/as llegan a la escuela vienen con su maletita emocional: sus deseos, sus miedos, sus preocupaciones.....Es absurdo comenzar un curso poniendo sólo la atención en lo puramente académico. La relación entre alumnos/as es clave para crear un buen ambiente de trabajo. Por eso es necesario conocerse mejor, descubrirnos más allá de  lo que pensamos o creemos de los demás. El grupo tiene un alma, y el alma ha de hacerse visible. 

Con la línea de vida hemos visto cuándo llegó cada niño/a a la vida. Es curioso que ante la pregunta: ¿Cuándo naciste? muchos niños/as no saben qué responder; pero si cambia la pregunta y decimos: ¿Cuándo es tu cumpleaños?, prácticamente todos responden. Es importante reconocer y agradecer nuestra vida, como dice Angélica Olvera "Sólo un corazón agradecido puede aprender".
Por eso nos hemos ordenado: por orden alfabético, por altura, por el color de pelo...pero el orden más importante es el orden de llegada a la vida. Con esta línea del tiempo hemos visto quién nació antes y quién después, quién es la más mayor y quién y quién la más pequeña (son niñas en ambos casos). Hacemos gráficas: cuántos nacieron en un año, y cuántos en otro; cuántos niños/as nacieron en cada mes; cuántos rubio, castaños y morenos hay; cuántos tienen gafas y cuántos no. 




En definitiva, nos vamos conociendo mejor y aprendemos a respetar y valorar lo que cada uno tiene.


 

Al final de la Línea de Vida hay una pestaña que pone Timeline. Si se desplaza el cursor se puede ver la Línea en otro formato más amplio y se puede ver cuál es el mayor deseo de cada niño/a.

3 comentarios:

Jennette dijo...

Me encanta Berta. Gracias a ti conocemos aspectos de nuestros niños que no conocíamos. Marailloso.

Lara dijo...

Me hace mucha gracia el tema "Unicornio"

Ana Belen Gamez Rubio dijo...

Que ejercicio más bonito!! Que cosas más bonitas aprenden gracias a ti Berta!!!